Sáb. 31.10.2020
Entrevista  |  25 de Jun. 2012

Gobernadora Fabiana Ríos

“Los ciudadanos de Ushuaia y Río Grande son ciudadanos de Tierra del Fuego”

Fabiana Ríos, Gobernadora de Tierra del Fuego, mantuvo una entrevista con 94diez en la que habló de la interpretación sobre la ley 648, la denuncia penal en su contra por malversación de fondos y su relación con los intendentes radicales, Gustavo Melella y Federico Sciurano.
 
El pedido de certeza sobre la ley 648 generó un conflicto de índole político entre el gobierno y los municipios. Esa disputa generó que el superior tribunal convocara a las partes a un diálogo de 30 días, con la posibilidad de ser prorrogado. Ríos comentó que probablemente se daría ese nuevo plazo, ya que el diálogo con los ejecutivos municipales va por buen camino. “En la medida en que las conversaciones vayan avanzando como lo están haciendo” podría ser posible una prórroga por otro mes más.
 
¿Los municipios tienen que acordar que el criterio es el que dice el gobierno y sino define el superior tribunal?
 
Si la ley dice lo que nosotros decimos que dice, lo que se puede resolver políticamente es si se modifica la ley o si esa plata va a educación.
 
¿Y hacia atrás?
 
Hacia atrás es otra discusión. Son dos discusiones paralelas que se están dando en relación a, por un lado la interpretación de la ley 648 y por otro lado lo que tiene que ver con los roles. Acá no hay, yo se lo he dicho a los intendentes, creo que esa parte está bastante clara me parece, ninguna intención de perjudicar a las arcas públicas municipales. Los ciudadanos de Ushuaia y Río Grande son ciudadanos de Tierra del Fuego; no hay posibilidad alguna de que ninguna administración por si misma pueda resolver todos los problemas o alguna resuelva sus problemas perjudicando a otra. Si no hay aquí un entendimiento de que hay una situación compleja exhibida y que, esa situación compleja, merece una respuesta con un grado de complejidad, que hace que los intendentes y el gobierno nos tengamos que poner de acuerdo como se organiza y se resuelve esto hacia delante, no hay salida posible.
 
En relación a la denuncia penal presentada contra usted, el ministro de economía y el presidente del IPV ¿Qué evaluación hace al respecto?
 
Yo no evalúo las denuncias; las denuncias las contesto. Entiendo que quien la hace tiene los elementos o los intereses políticos en hacer una demanda de esas características. Puede hacerlo por interés o puede hacerlo por convicción y esto lo evalúa, evidentemente, quien la hace. Yo las denuncias las tengo que contestas y eso es lo que he hecho y la tiene ya en sus manos la jueza.
 
Y la contestación fue…
 
No ha habido aquí ninguna malversación, que el fondo de la soja tiene una particularidad: son controlados por el ministerio que los otorga y a través de una comisión múltiple. Esa comisión verifica semestralmente los recursos y esto está vigente desde el año 2009. Si nosotros no cumpliéramos con el destino específico, el Estado Nacional deja de enviar los fondos inmediatamente; esa información que se brinda, se brinda de lo que se gira a los municipios y respecto de lo que se usa a nivel de las finanzas provinciales en cuanto al destino específico que tienen esos fondos. Nunca Tierra del Fuego ha dejado de percibirlos y el último informe que tenemos corresponde al último semestre de 2011 y a fin de este mes estamos informando sobre el primer semestre del año 2012. Se le ha brindado toda la información a la jueza, en relación a esto, con todos los informes de nación, con todas las notificaciones hechas desde la contaduría general a los secretarios de finanzas de los municipios; así que, en virtud de esto, nosotros estamos sumamente tranquilos.
 
Hay una parte de la denuncia, por lo que dicen los medios, relacionada a la utilización de fondos del IPV, lo que implica un enorme desconocimiento de que el fondo FONAVI nunca entra en la cuenta del gobierno, sino que van directamente a la cuenta del IPV; por lo tanto si esta denuncia fuera cierta, lo que tendría que haber aquí es una transferencia de recursos del instituto de la vivienda a la cuenta de gobierno, cosa que jamás ha sucedido así que estamos a expensas de lo que diga la justicia.
 
Entonces, en este contexto, ¿No hay al menos un uso deficiente de esos recursos?
 
No, no hay un uso deficiente de los recursos. Los recursos están imputados a obras relacionadas con los fines de los fondos de la soja. Los problemas que hay, respecto de los pagos en las obras, no tienen que ver con falta de recursos, tienen que ver con faltas administrativas en relación a la confección de expedientes, presentación de facturas, a cuestiones de tipo administrativas de otras características, no porque estemos en banca rota que no se puede pagar, ni que los fondos de la soja se usan para pagar salarios y por eso no hay plata. Al contrario, hay dinero que se ha reservado en el ámbito de salud que ha tenido que ver con licitaciones fallidas en relación a equipamiento hospitalario. Con los fondos se ha comprado el edificio de desarrollo social; con fondos de la soja se han pagado las expropiaciones de las tierras de la Margen Sur; hay fondos de la soja imputados a la otra expropiación, que había sido la judicializada. Los fondos de la soja han sido utilizados o imputados a los fines a los que está determinado por ley.
 
Volviendo un poco a la controversia por la 648, ¿Hay una mejor relación con el intendente de Río Grande que con el de Ushuaia?
 
No, no. Yo en esto priorizo las relaciones funcionales; como en todo hay relaciones con buenos momentos y relaciones con malos momentos y, tal vez, mayor acercamiento político o menor acercamiento político en determinados temas. Lo cierto es que cada uno de los intendentes y yo, pertenecemos a espacios políticos diferentes por lo cual las diferencias políticas existen y van a seguir existiendo. Lo que debe primar, y me parece que en esto estamos todos haciendo un esfuerzo muy grande, es la responsabilidad pública que tenemos en cuanto a la administración que hacemos bajo nuestra responsabilidad.
 
Pero hace algunas semanas en un medio escrito usted dejó entrever que el problema con el intendente Sciurano, en todo caso, podía estar dado en la constitución y la carta orgánica de la ciudad…
 
Claro…si.
 
…la prensa entendió que tenía que ver con las aspiraciones a gobernador del intendente Sciurano.
 
En la carta orgánica y en la constitución se habla de la conformación de los recursos y de las elecciones…habla de todo eso. Seguramente en algún artículo está la explicación.