Mar. 15.10.2019
Yo informo  |  16 de Ago. 2018

Cambiar para que nada cambie

Por: Edelso Luis AUGSBURGER
Cambiar para que nada cambie
He leído, en la edición del "Diario del Fin del Mundo", correspondiente al día 16 de agosto del corriente año, una nota cuyo título informa que "Los juicios en los fueros Civil, Comercial y Laboral se podrían oralizar" y que para ello se había realizado un taller de 48 horas. La nota da cuenta de los beneficios de la oralidad y cuenta que varias provincias argentinas ya cuentan con ese sistema, lo que no dice, es cual es el resultado de la aplicación del sistema comparado con el anterior.- Por otra parte, creo importante poner de manifiesto que el actual código de procedimiento de la provincia establece con meridiana claridad, los plazos dentro de los cuales deben llevarse a cabo las diligencias procesales; plazos para los litigantes y plazos para los jueces, es decir, plazos para contestar demandas, vistas, traslados y plazos para resolver providencias de mero trámite, sentencias interlocutorias y definitivas. También corresponde decir que, por lo general, los jueces, sean de primera, o segunda instancia o del S.T.J. no los cumplen. Entonces me pregunto: cuál es el motivo de querer cambiar un procedimiento que nunca hemos cumplido y que si lo hiciéramos el sistema funcionaría mucho mejor. Porqué no probamos dotando a los actuales jueces, fiscales, defensores de los medios necesarios para que cumplan sus funciones en tiempo y forma o, en todo caso, les exigimos que lo hagan de esa manera, en vez de dilapidar esfuerzos y dineros. Reflexionemos.