Muy nublado
4.5° Dom. 19.08.2018
Yo informo  |  23 de Abr. 2018

¿Hipocresía o Realidad?

Por: gabriel Karamanian
Archivo
Foto Archivo
Proyectos de reforma del sistema electoral fueguino ¿Hipocresía o realidad? Ni una ni la otra. O mejor dicho un poco de una y un poco otra. La realidad de los datos de las elecciones provinciales en TDF, en particular las llevadas adelante en el estamento legislativo demuestran la necesidad de un cambio que permita darle mayor legitimidad a este cuerpo colegiado. Trabajos varios han mostrado que la evolución del voto en blanco sobre este estamento se ha incrementado a lo largo de nuestra corta historia electiva. Comenzando en el 1991 con casi un 10% ha ido creciendo paulatinamente hasta alcanzar valores cercanos al 25% en el 2011 y 23% en el 2015. Esto, ensimismo ya es un problema. Un cuarto de la ciudadanía no encuentra representación legislativa. Pero el inconveniente se agrava cuando se aplica la ley electoral actual 201 y su sistema de reparto de bancas. La ley 201 en su Artículo 34 contempla que el sistema de reparto de las bancas se realiza mediante el sistema D`Hondt, pero con el condimento de que en la participación de las bancas a repartir (15) solamente participan aquellos partidos políticos que han obtenido más del 5 % de los votos válidos emitidos. En la actual legislatura sólo 3 partidos han obtenido más del 5%. Lo interesante aquí es que la totalidad de votos obtenidos por estos tres partidos políticos (PJ, MPF, UCR) totalizan el 29,6 % de los votos válidos. Sí leíste bien. La cámara legislativa fueguina solo representa al 30% de los votantes. O sea: el 70 % de los ciudadanos no está representado en la legislatura (23% de votos en blanco más 47% de votos a pequeños partidos políticos que no superaron el piso del 5% para el reparto de bancas), con el agravante que hoy el PJ tiene 8 bancas de 15 con el 17,8% de los votos válidos. ¡UNA LOCURA! Bajo este contexto, es indudable la necesidad de modificar algunas cuestiones del sistema político de TDF. Sería largo debatir todos los proyectos presentados. No es menester de la presente hacerlo, pero se impone alguna modificación que permita mejorar la representatividad legislativa del pensamiento ciudadano. Hay varios proyectos que contemplan y que argumentan la necesidad de mayor representación y legitimación de la cámara con modificación de la ley de los partidos políticos o la generación de PASO provincial; pueden ser válidas ¿por qué no? Pero ninguno de los proyectos contempla modificar el sistema de reparto de bancas actual reduciendo el umbral al 3%.
Lic. Gabriel Karamanian 18.000.244